A la par que se daban los acuerdos finales para la venta de las tierras del Canódromo El Coco, en el Distrito Nacional, el Gobierno, a través del Ministerio de la Vivienda, Hábitat y Edificaciones (Mived), iniciaba el proyecto para el nuevo centro de retención de los vehículos fiscalizados por infracciones de tránsito, una obra que se levanta a un costo superior a los RD$500 millones, en la avenida Circunvalación de Santo Domingo.

El nuevo proyecto Centro de Retención Vehicular -Digesett, próximo al sector La Cuaba, en el municipio Pedro Brand, abarca una extensión de 120,706 metros cuadrados y el costo total de esa obra es de RD$500,086,230.69, de los que ya se han desembolsado unos RD$237 millones.

De acuerdo a lo informado por el Mived, los terrenos son una donación del Consejo Estatal del Azúcar (CEA), mediante una solicitud fechada el 22 de diciembre de 2020, que le hiciera la Dirección General de Seguridad de Tránsito y Transporte Terrestre (Digesett) para establecer allí el nuevo canódromo.

El proceso  del “nuevo canódromo” coincidió en momentos con la venta de los terrenos de la vieja instalación, que cuenta con una extensión de 154,218 metros cuadrados y que se realizó mediante una subasta del Banco Central, por un monto de RD$298 millones.

Las tierras fueron adquiridas por CBS Developments, S.R.L., empresa creada por el ministro Carlos Bonilla, titular del Mived, quien aclaró, al igual que el Banco Central, que el proceso de compra inició antes de que el empresario asumiera sus funciones. La aclaración se hizo a raíz de una publicación de Diario Libre a principios de diciembre pasado, en la que reveló la venta de esos terrenos, que, hasta entonces, no se había informado de manera oficial.

Expandir imagen
Infografía

La licitación

La contratación de los terrenos del nuevo canódromo se hizo mediante el proceso de licitación INVI-CCC-LPN-2021-0005, del 23 de agosto de 2021, fecha en que se hizo el aviso de convocatoria.

Además de ese centro, con el mismo proceso se licitó la construcción de dos hospitales municipales en Jarabacoa, provincia La Vega, y en Villa Vázquez, Montecristi, así como el centro de atención primaria Profesor Juan Bosch, en Santo Domingo, que suman un monto total de inversión de RD$2,337. 4 millones.

La adjudicataria del centro de retención vehicular es el Consorcio Lubarbati VMA, conformado por Lubarbati S.R.L., y Volquez Martínez y Asociados, empresas que llevan unos cuatro meses trabajando en el terreno, en los que actualmente se realiza levantamiento de tierras y habilitación de terrazas, según observó Diario Libre durante visita a la zona.

Conforme los términos del contrato firmado con el Mived, el 16 de noviembre de 2021, el consorcio tiene hasta 18 meses para ejecutar y entregar la obra, aunque el Mived explicó a Diario Libre que “el tiempo de ejecución del Centro de Retención de Vehículos se fijó a 12 meses en vez de los 18 que se establecieron previamente”.

Dicho cambio es el tercero de tres enmiendas que se realizaron al proceso de licitación y que, según expone el Mived, consistieron en la modificación del nombre del Lote 4, que era Centro de Retención de Vehículos y se le agregó “DIGESETT”, así como el presupuesto de dicho lote, “el cual fue disminuido, pasando de RD$732,861,952.00 en su monto inicial a RD$508,173,844.16”.

Del monto final, el Mived ha pagado a los constructores el 46 % del total del acuerdo.

Expandir imagen
Infografía

Un primer pago, que se evidencia en los informes de ingresos y egresos del Instituto Nacional de la Vivienda (INVI) y en sus reportes de pagos a proveedores, se registró el 24 de diciembre de 2021 por un monto de RD$100 millones, por concepto de “pago 20% de avance inicial de la ficha CBE00423, Lote 4, por construcción centro de retención vehicular Digesett. proyecto construcción centro de retención vehicular Digesett.”

Durante el 2022 también se realizaron pagos por cubicación por otros RD$137 millones, detalla el Mived en una comunicación enviada a Diario Libre, a través de la agencia de comunicación Newlink. No fue posible una conversación directa con funcionarios del Mived.

Características

Aunque la solicitud de la Digesett al CEA para que donara las tierras para el centro de retención vehicular se tramitó desde finales de 2020, no fue hasta octubre de 2022 cuando públicamente el director del Intrant, Hugo Beras, informó que el Canódromo El Coco sería removido, tras un incidente con personal del Defensor del Pueblo.

La razón que explicó entonces era que se buscaba tener un centro “mucho más grande, moderno y con más capacidad para la retención de vehículos”, pero no se dieron mayores detalles del nuevo lugar, que se aleja a más de 10 kilómetros del antiguo centro y donde, a la fecha, no se observan rutas de transporte público.

En declaraciones de la semana pasada a un medio de comunicación nacional, Beras indicó que el nuevo centro dispondrá de un sistema de parqueos inteligentes, en los que se vincula el vehículo retenido con una estación en específico, mediante aplicación web.

Dijo que tendrá capacidad para unos 1,300 vehículos y que los mismos serían subastados luego de tres meses sin ser reclamados por sus propietarios.

Los planos que acompañan el proceso de licitación refieren que el proyecto constará de un edificio administrativo, torre de vigilancia y garita de seguridad, pabellón y comedor, taller de mecánica y estación de combustible, área de subasta, edifico docente y una cancha multideportes. También un depósito de motores con capacidad para 4749 unidades y un deposito vehicular para 532 unidades. Habrá, además, un área de chatarreo para 136 unidades y un estacionamiento de grúas con capacidad para 13 unidades.

El Canódromo de El Coco, ubicado entre las avenidas Monumental y La República de Colombia, en el Distrito Nacional, sirve a la Capital y sus entornos. Tiene acumulados miles de vehículos que allí son llevados tras ser incautados por diversas disposiciones de las autoridades.

El centro fue una solicitud a Mived

Al responder por escrito preguntas de Diario Libre, el Mived expone que la ejecución del Centro de Retención Vehicular-Digesett fue una solicitud. “Como parte de nuestro compromiso de desarrollar y elevar la calidad de vida de los dominicanos, a través de la transformación de las edificaciones a nivel nacional como garantía de un mejor futuro, el Ministerio de la Vivienda y Edificaciones (MIVED) recibió la solicitud para construir un conjunto de obras a nivel nacional que desarrollará esta entidad como parte de la agenda del Gobierno central para el 2023, incluyendo un moderno centro especializado de acopio de vehículos para la Dirección General de Tránsito y Transporte Terrestre (DIGESETT)”.Carlos Bonilla fue designado director general del Instituto Nacional de la Vivienda (INVI) y encargado honorífico de la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISOE), el 16 de agosto de 2020. Luego, el 11 de agosto de 2021, fue nombrado ministro de la Vivienda, Hábitat y Edificaciones, ministerio que absorbió las dos entidades antes referidas.

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here