Las Águilas Cibaeñas aseguraron el domingo que defenderán la institucionalidad de la Liga de Béisbol Profesional de la República Dominicana, reconociendo que el incidente que provocó la confiscación de un partido “pudo cometerse un error humano por una inadecuada interpretación interna”.

“Somos parte integral de la mayor rivalidad que ha conocido el deporte en general de la República Dominicana, el ánimo de nuestra organización ha sido siempre estar comprometidos a competir apegado a nuestra tradición, el decoro y el respeto a la competencia en el terreno de juego, a los fanáticos y al espectáculo, teniendo como norte la victoria limpia brindada a nuestros fieles seguidores, con respeto al debido proceso y tutela judicial efectiva, para evitar disidencias en criterios que pudieran sentar precedentes negativos en Lidom”, se indicó en un comunicado colgado en sus redes sociales.

 

 

A las Águilas les fue confiscado el partido del 6 de noviembre contra los Tigres del Licey, por un movimiento irregular en el roster.

El equipo anunció que el relevista Geoff Hartlieb salía de roster por una licencia de paternidad y se integró en la nómina al cubano Roenis Elías.

Una queja del Licey y una posterior investigación de Lidom determinó que esa información no era real y que el estadounidense solo había viajado a Estados Unidos a una boda de un amigo.

Las Águilas apelaron la confiscación pero la Comisión de Apelación de la liga confirmó la sanción.

“Nuestro equipo siempre será guardián de la institucionalidad, defensor de la ética y los compromisos adquiridos con Lidom. Por esto, a partir de este momento, pasamos la página y reiniciamos desde cero, dejándoles saber a todos ustedes que estamos enfocados en nuestra meta inicial y con el compromiso asumido desde el inicio de los entrenamientos que es nada más y nada menos, que ganar en el terreno de juego la corona 23”, agregaron.

También felicitaron aldirigente José Leger, al equipo de operaciones de béisbol encabezado por Ángel Ovalles y a los jugadores por el buen desempeño en el terreno de juego.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here